Columnas de opinión

La Ley que queremos

Posición de la Organización de Transexuales por la Dignidad de la Diversidad OTD ante la Ley de Identidad de Género para Chile.

Fuente: leydeidentidaddegenero.cl

Como Organización de Transexuales por la Dignidad de la Diversidad OTD, nos hemos dedicado a trabajar a nivel comunitario con más de 180 personas trans e intersex y sus familias que se han acercado a nuestra organización desde el año 2005.  Durante estos 7 años de trabajo hemos buscado crear identidad y un discurso propio como movimiento de personas trans, evidenciando las diferencias en las necesidades de nuestra población con otros grupos vulnerados en sus derechos, así como la necesidad de la organización de las personas trans e intersex, articuladas en un discurso con argumentos de Derechos Humanos, transformación social y conciencia de la necesidad de incidencia política desde las personas trans para las personas trans.

La maduración de nuestra conciencia política, tuvo como uno de sus logros históricos la inclusión de la categoría Identidad de Género en la Ley que Establece Medidas Contra la Discriminación. Iniciamos la campaña por la inclusión de la Identidad de Género en el proyecto de ley, como una categoría más en las mencionadas categorías sospechosas de discriminación, en momentos donde el senado barajaba eliminar incluso las categorías de Género y Orientación Sexual. No muchos creyeron que lograríamos incluir Identidad de Género ante tan adverso escenario, hasta nos decían que de mencionarse Orientación Sexual ya estábamos incluidas las personas trans por lo tanto con esto debíamos conformarnos. Con el convencimiento de que una ley contra la discriminación que no considerara a una de las poblaciones más vulneradas en sus derechos, discriminaba a quienes debería proteger, nos volcamos al congreso y a los medios junto a l*s activistas trans y organizaciones aliadas que se sumaron a la lucha por la inclusión de la Identidad de Género hasta conseguirlo.

Con la experiencia de cómo funciona la tramitación de un proyecto de ley y las alianzas conseguidas en este camino, tenemos nuevamente una convicción en mente, queremos una Ley de Identidad de Género para Chile, pero no cualquier ley, sino una ley que responda a los estándares internacionales en materia de Identidad de Género y Derechos Humanos.

Felicitamos y agradecemos profundamente a las personas trans e intersex y sus aliadas, que hicieron posible la aprobación en Argentina de la Ley de Identidad de Género más avanzada del mundo, ya que con su visión y lucha consiguieron un cambio fundamental al paradigama de las leyes de identidad de género aprobadas hasta el momento, sentando un precedente para el reconocimiento y respeto de la identidad de género de las personas trans e intersex desde los Derechos Humanos y la dignidad que merecemos como personas diferentes todas e iguales en derechos.

Encuesta

¿Conoce el condón femenino?